Cineasta Estadounidense Murio en Atenas

Lunes, 15 Septiembre   

ATENAS- El cineasta estadounidense Jules Dassin, fallecido este lunes en Atenas a la edad de 96 años, exploró a lo largo de su carrera todos los géneros del séptimo arte, desde la crónica social al cine negro y la comedia.

Nacido el 18 de diciembre de 1911 en Middletown (estado de Connecticut), se convirtió en 1936, tras acabar sus estudios de arte dramático en Europa, en actor del Yiddish Theater de Nueva York y posteriormente director y autor de éxito de emisiones dramáticas radiofónicas.

En 1940 se trasladó a Hollywood, donde fue director asistente de cineastas célebres como Alfred Hitchcock. Su primera película fue una adaptación del cuento de Edgar Allan Poe El corazón delator. En 1941, Dassin rodó su primera gran película, El agente nazi, que le sirvió para que la Metro Goldwyn Mayer le confiase varios proyectos.

Entonces se aventuró en el cine negro con títulos como Fuerza bruta (1947) y La ciudad desnuda (1948), que le supuso consagrarse como uno de los mejores realizadores del momento.

Víctima de la caza de brujas del senador McArthur por su activismo comunista, abandonó su país en 1950 y recorrió Europa. Noche en la ciudad, rodada ese mismo año en Londres, es una obra maestra del cine negro. En Francia rodó Rififí, un thriller con el que ganó el premio al mejor director en el Festival de Cannes en 1955 y en Creta llevó a la pantalla grande la novela de Nikos Kazantzakis El que debe morir (1956).

En 1959 se instaló definitivamente en Atenas y rodó su primera comedia, Nunca en domingo (1960), que además de dirigir, escribió el guión y protagonizó al lado de la actriz Melina Mercuri, que se convertiría en su mujer. A excepción de Topkapi (1964), el resto de películas que rodó en el final de su carrera, como Phaedra (1962) y Uptight (1968) fueron acogidas con menos entusiasmo.

Dassin participó activamente en Grecia contra la dictadura de los coroneles (1967-1974). Tras la muerte de su mujer en 1994, recibió la ciudadanía griega a título honorífico, y a partir de ese momento consagró su vida a la construcción del nuevo museo de la Acrópolis y a luchar por la devolución de los frisos del Partenón, que están en Londres. Dassin tuvo dos hijos: Julie y el popular cantante Joe Dassin, muerto en 1980.